fbpx

Para todos los gustos y con recetas de provenientes de cocinas de todas partes del mundo. Así es como BordeRío combate los últimos días de invierno, recomendando exquisitas preparaciones con las que vas a agradecer que haga frío. No te pierdas los favoritos de cada restaurante ¡elegidas por sus propios clientes!

Sin bien el frío del invierno y sus días tristes nos hacen contar los días para la llegada de la primavera, esta estación tiene ciertos encantos que no tiene ninguna otra. Probablemente el más importante de ellos sea la comida.

Para los amantes de los platos humeantes, BordeRío presenta diversas opciones considerando una amplitud de preferencias: carnes, otros vegetarianos, inclinados a los mariscos e incluso postres. A continuación, te presentamos los “best sellers especial invierno” de BordeRío.

Los gnoquis de Le Due Torri son uno de los favoritos indiscutidos por los amantes de la cocina italiana bolgnesa. Tienen una amplia variedad para escoger, como al pesto o en su versión 4 quesos, pero hoy recomendamos el especial “gnoquis rossi neri”: deliciosos gnoqui de tomate y tinta de calamar con mariscos salteados en vino blanco y finas hierbas.

El recién inaugurado Peumayén ofrece una alternativa completamente distinta -ancestral- para quienes buscan ingredientes novedosos. En esta ocasión no te puedes perder su filete de caballo con papa chilota y pebre en sus versiones caliente y frío, según prefieras. ¡Un favorito indiscutido!

Aunque conocido por sus preparaciones frías como makis o tiraditos, Niki nikkei sushi bar ofrece también una exquisita opción para quienes prefieren los sabores orientales. Su ramen especial de suave pasta en un delicioso caldo con notas japonesas es lo mejor para calentar estos últimos días fríos de invierno.

Siguiendo con los platos hondos, un pulmay en Pulmay es un clásico que con bajas temperaturas, no puede dejarse pasar. La clásica preparación sureña de curanto en olla servida en plato de greda con un mix de mariscos, carnes y embutidos. Según dicen, llega a levantar muertos.

En Apero, conocido por sus clásicos chilenos y su sabor de origen, destaca sin lugar a dudas su receta típica de cazuela de vacuno con osobuco, servida con verduras como choclo, papas y cebolla, en un sabroso caldo caliente. Si el invierno evoca los tiempos de infancia y la cocina casera, la cazuela es un plato indiscutido y que mejor para disfrutarla que al estilo de Apero.  

Los fanáticos del bar cervecero Krossbar y de su carta, saben que sus “choritos belgas”, cocinados al vapor con cebolla, perejil y limón son uno de sus platos imperdibles. Y para rematar, acompáñalos con otro de sus productos estrella: la “Golden”, cerveza dulce de color ámbar. Una experiencia completa.

En Geber Alchemist Bar no solo destaca su mixología, sino también sus increíbles preparaciones de autor y otros clásicos como éste: su “Port´ Alba”. Exquisita preparación italiana en base a masa hecha en casa, mozzarella, parmesano, crema de espinacas, salsa de tomates, tocino de Geber y una exquisita cebolla caramelizada al bourbon. Evidentemente no se trata de una pizza cualquiera, sino muy al estilo deluxe de Geber Alchemist.

Atención amantes de las sopas (si es que ésta puede llamarse sencillamente una “sopa”), la “Soupe à l’oignon” de La Cascade es uno de los platos tradicionales de la cocina francesa y uno de los más pedidos en este bistró. No dejes de probar esta exquisita y humeante preparación en base a cebolla y otros ingredientes secretos. Por lejos, la reina de todas las sopas.

Pero no todo se trata de caldos esta temporada. Un buen pad thai caliente -sobre todo si se prefiere picante- es capaz de calentar el cuerpo en cuestión de segundos. Uno de los best sellers en la carta de Zanzibar: fetuccinis de arroz, tofu, camarones, cebollín, huevo, curry rojo, dientes de dragón y maní molido. Atención, que además existe una opción vegetariana y vegana, para los que buscan opciones sin carne, distintas a las ensaladas.

Para los más carnívoros, en la La Tabla pueden encontrar una gran variedad de deliciosos y aromáticos cortes, servidos con distintos acompañamientos calientitos a gusto. ¿La recomendaciones de sus fieles seguidores? Asado de tira con las mejores papas fritas que haya probado.

Y, para el final, una preparación que en ningún especial de invierno puede faltar: churros de postre, en el incomparable Mesón de Río. Acompañados con salsa de manjar para untar y  servidos con un chocolate caliente… ¡qué mejor!

Te esperamos este invierno en BordeRío con lo mejor de la gastronomía tradicional e internacional y exquisitas preparaciones para disfrutar del frío ¡comiendo rico!